Revista Cocina

Pudin de merluza para #retotíaalia

Por Recetasdetiaalia

Pudin de merluza para #retotíaalia

Pudin de merluza para #retotíaalia
Otro último lunes de mes y, con el, llega el momento de publicar para el #retotíaalia. Este mes con otra anfitriona excepcional, como es la tónica del #retotíaalia, Ana del blog Migas en la mesa, quien eligió para nosotros dos clasicazos del recetario de Tía Alia. Como receta salada, pudin de merluza, y como receta dulce, lenguas de gato.
Este mes me he sentido un tanto nostálgica y me he decantado por el pudin de merluza, que en mi familia se preparaba a menudo en fiestas y celebraciones especiales. Hacía años que no lo comía y que no lo preparaba, de modo que me ha servido para despertar recuerdos y recordar sabores, aunque yo he aprovechado para darle un toque picante al pudin añadiendo una pizca de harissa, lo que le sienta muy, pero que muy, bien al pudin de merluza.
Necesitamos (para 4 personas)
  • 1 cebolla
  • 250 grs de filetes de merluza sin piel
  • 2 huevos "M"
  • 100 grs de nata
  • 100 grs de salsa de tomate
  • 1/2 cucharadita de harissa
  • Aceite de oliva virgen
Para decorar
  • Mayonesa
  • Tomates cherry 

Preparación
Pelamos la cebolla y la cortamos en trozo pequeños y regulares. Calentamos aceite en una sartén y, a fuego lento, la pochamos. Cuando esté blanda y transparente, añadimos los filetes de merluza , tapamos la sartén y la retiramos del fuego. La merluza se cocerá con el calor residual de la sartén y, en unos 10 minutos, estará lista.
Trituramos todos los ingredientes, excepto los de la decoración, con una batidora eléctrica. Repartimos la mezcla en cuatro moldes resistentes al calor, previamente engrasados y espolvoreados con pan rallado.
Colocamos los moldes en una cacerola y los cocemos al baño maría sobre el fuego, durante 20 minutos. No utilizamos el horno, de esta manera el proceso es mucho más rápido y no se nos calentará la cocina cosa que, con estos calores, se agradece.
Pudin de merluza para #retotíaalia
Para una correcta cocción al baño maría recomiendo seguir estos consejos:
  • Colocar un trapo en la base de una cacerola y, sobre este, los moldes. De esta manera no se moverán ni chocarán entre si. 
  • Añadir suficiente agua hirviendo como para cubrir los moldes por la mitad, no más.
  • Forrar la tapa de la cacerola con un trapo (importantísimo, ya que de esta manera es el trapo el que atrapa el vapor y no caen gotas sobre los moldes).

Transcurrido el tiempo de cocción, sacamos los moldes con cuidado de no quemarnos y los dejamos enfriar. Una vez fríos, los pasamos a la nevera y dejamos que reposen unas horas antes de desmoldar. En el momento de servirlos, los decoramos con mayonesa, tomate cherry y unas hojas de escarola.

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista