Revista Cocina

¿Existe un tipo de copa para cada vino?

Por Servilleta @EnUnaServilleta

Solemos prestar mucha atención a qué tipo de vino servir para maridar nuestros platos, elegimos entre distintos tipos de vino según el plato a degustar.

¿Existe un tipo de copa para cada vino?

Existen muchos tipos de vinos pero también de copas, según la variedad de uva elegida la copa también debería de ser diferente. ¿Quieres saber cómo elegir la más adecuada?

Por qué utilizar copas para servir el vino

Seguro que más de una vez hemos tenido invitados en casa y nos han dicho que les da igual que les pongamos copas o vaso para el vino, pero servir el vino en copa tiene su explicación.

Una copa tiene dos características que van a diferenciar nuestra experiencia al tomar el vino, primero porque nos va a permitir sujetarla sin calentar la bebida al poder cogerla del tallo y también va a retener los aromas al tener una forma convexa mientras que en un vaso abierto se escaparían.

¿Existe un tipo de copa para cada vino?

Además es importarte que en general, cualquier tipo de copa de vino que utilicemos, sea de cristal fino y liso para que permita apreciar el color o impurezas, conserve los aromas y la temperatura por más tiempo y nos permita apreciar todos los matices de nuestro vino.

Elegir un tipo de copa para nuestro vino

Creo que ya nos ha quedado claro que debemos servir nuestro vino en copa, pero... ¿qué tipo de copa utilizar para cada vino?

Como es posible que por muy aficionados al vino seamos, no pasen por casa todas las variedades de uvas que podemos degustar, ni tengamos sitio para almacenar decenas de copas de vino diferente, nos vamos a centrar en las más habituales en función de vinos consumidos.

Dos tipos de copa que no pueden faltar en casa son la copa de tipo burdeos y la copa borgoña.

Una copa de tipo burdeos tiene el volumen y diámetro necesario para que el vino se oxigene correctamente, permite percibir todos sus aromas y matices y al ser una copa alta pero no cerrada excesivamente nos ayuda a no percibir alcohol en boca. Este tipo de copa es apropiada para vinos potentes y con carácter, Domina, Merlot, tintos de Burdeos...

¿Existe un tipo de copa para cada vino?

La copa tipo borgoña es más ancha, voluminosa y de esférica, lo que ayuda a captar mejor los aromas ya que suben mejor y acentuar los matices frutales de nuestro vino. Su forma facilita que podamos agitarla para que el vino se mezcle con oxígeno y se abra, por lo que es recomendable para vinos que necesitan oxigenarse, que han pasado una larga temporada en barrica y luego en botella.

¿Existe un tipo de copa para cada vino?

El vino cabernet sauvignon cuenta con un tipo de copa específica, muy parecida a la copa tipo burdeos pero algo más pequeña. Este tipo de vino requiere tomarlo a una menor temperatura y por tanto menos volumen y en una copa más grande se calentaría antes. Esta copa es ideal para vinos del penedés, ribeira sacra o rías baixas.

¿Existe un tipo de copa para cada vino?

Copas para vinos de aperitivo y postre

Además de la copa burdeos, borgoña o cavernet, seguro que en casa no faltan copas tipo flauta o jerez, oporto...

La copa de tipo flauta es la típica de cava o champagne, alta y estrecha para que el gas pueda tener salida pero no sea inmediata,

Vinos singulares como el jerez u oporto tienen cuentan con su propio tipo de copa, como el cavernet sauvignon que os comentábamos antes, muy parecidas entre ellas, pequeñas, de cáliz alargado pero corto, y algo más gruesos para conservar mejor la temperatura ya que este tipo de vino se toma más fresco.

¿Existe un tipo de copa para cada vino?

Con estas copas cubrimos las necesidades con los vinos que solemos tomar en casa, esperamos haber aclarado el uso de cada una de ellas y que haber aclarado que los vasos, para el agua 🙂


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas