Revista Cocina

Solomillo de Cerdo con Salsa de Nueces y Cebollitas Glaseadas

Por Regina_alvaro
Solomillo de Cerdo con Salsa de Nueces y Cebollitas Glaseadas
Nos vamos acercando a las fiestas Navideñas y es época de ofrecer a nuestros familiares y amigos unas propuestas culinarias distintas y originales, teniendo en cuenta que en la mayoría de los hogares debemos ajustar un poco el presupuesto con respecto a otros años, esta semana he decidido preparar una receta de lo más sencilla y que apuesto sera del agrado de vuestros comensales.
El solomillo de cerdo es una carne muy versátil y que admite infinidad de combinaciones y a la que le sientan bien practicamente todo tipo de salsas y guarniciones. Si añadimos a todo ello, que su precio en el mercado es más que asequible, se convierte en un plato estrella a la hora de preparar ricos platos.
Solomillo de Cerdo con Salsa de Nueces y Cebollitas Glaseadas
INGREDIENTES: (Para 2 Personas)
- 1 Solomillo de cerdo (si es ibérico mucho mejor)
- 1 cebollita tierna
- 50 gramos de nueces peladas (Común y de Macadamia).
- 100 ml de leche evaporada Ideal de Nestle
- 1 copita de brandy
- 1 bote de cebollitas en vinagre
- Aceite de oliva virgen
- Pimenta
- Soja
- 2 cucharadas soperas de azúcar
- 200 ml de vino tinto
- 2 Patatas
ELABORACION:
Comenzaremos la receta limpiando las cebolletas y picándolas (no importa el tamaño, pues luego la pasaremos por la batidora). En una sartén con un poco de aceite de oliva sofreiremos la cebolla hasta que empiece a transparentar, añadiremos la nueces peladas y saltearemos un par de minutos. A continuación rociaremos con la copita de brandy y flambearemos (siempre apagando el extractor de la campana) hasta que se consuma el alcohol. Retiraremos del fuego y pasaremos a un vaso para triturar con una batidora hasta que la mezcla quede bien fina. Se añade la leche evaporada y corregiremos de sal y pimienta. Reservamos.
Solomillo de Cerdo con Salsa de Nueces y Cebollitas Glaseadas
Para preparar la guarnición empezaremos con las cebollitas glaseadas. Escurriremos bien las cebollas en vinagre y en un cazo o sartén pequeña pondremos el azúcar junto al vino tinto y mantendremos a fuego vivo, cuando hierva añadiremos las cebollitas y una cucharada sopera de soja. Lo mantendremos a fuego medio hasta que el vino adquiera consistencia de jarabe. En cuanto a las patatas, no hay más que decir las cortamos al gusto y las freímos. Mi madre me enseño un truco que aprendió cuando estuvo trabajando en una cocina en Francia, y según ella, si se fríen primero a fuego más lento y se reservan, cuando ya tenemos listos el resto de ingredientes, las volvemos a freír esta vez a fuego bien fuerte, pues así conseguimos que la patata esté crujiente por fuera y por dentro quede en su punto.
Solomillo de Cerdo con Salsa de Nueces y Cebollitas Glaseadas
Por último, salpimentamos el solomillo y doraremos en una sartén con aceite bien caliente, girándolo para que queden bien doradito de forma uniforme. Taparemos la sartén para que se nos haga bien por dentro, a mí particularmente, el solomillo de cerdo me gusta bien hecho, (aunque sin pasarse, hay que recordar que no es como la ternera o el el buey, y que esta carne poco hecha es la que más parasitos vivos puede tener), finalmente cortaremos en rodajas y emplataremos con nuestra salsita y la guarnición.
Espero que os guste el plato, en casa os aseguro que nos encantó, eso sí comprar una buena barra de pan porque es un delito no mojar en esa salsa. Que os aproveche.
Solomillo de Cerdo con Salsa de Nueces y Cebollitas Glaseadas

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas