Revista Cocina

Receta fácil de pollo empanado jugoso

Por Jocoma171212
El pollo empanado siempre es una delicia, pero si además está bien jugoso ya es una gran delicia, con esta receta vas a conseguir que te quede un plato insuperable, además de forma fácil, tan solo tienes que acompañarlo de una salsa muy sabrosa y con unos champiñones de acompañamiento.
Lo primero y más importante es empanar el pollo y freírlo bien, que te quede bien dorado y crujiente, así cuando lo cocines en la salsa no se vaya la capa de pan rallado.
La salsa, como podrás ver, no tiene ninguna complicación, una vez hecha tan solo tenemos que poner los trozos de pollo y dejarlos cocer en la salsa, así cogerá todo el sabor y te quedarán jugosos. Como verás no es muy simple y fácil de elaborar y te aseguro que el resultado le va a gustar a todos, así que solo decirte que te pongas manos a la obra.
Pollo empanado jugoso
Ya sabes que cualquier duda que tengas sobre la receta, no tienes más que dejar un comentario y te ayudare con mucho gusto.

Tiempo:

40 minutos

Valor Calórico:

medio

Dificultad:

baja

Cantidad:

4 Personas

Ingredientes

  • 1200 g de pollo
  • 100 g de jamón serrano
  • 1 Cucharada de harina de trigo
  • 1 Cebolla
  • 2 Dientes de ajo
  • Perejil
  • 200 ml de vino blanco
  • 400 ml de agua
  • 300 g de champiñones
  • Sal y pimienta al gusto
  • Aceite para freír
  • 100 g de pan rallado
  • 2 Huevos
Pollo rebozado jugoso ocn champiñones

Preparación

  • Corta el pollo en trozos, o lo compras troceado.
  • Pela y pica la cebolla.
  • Pela y pica los ajos.
  • Pica el perejil
  • Lava bien los champiñones y los cortas en láminas.
  • Corta el jamón en tacos o lo cortas en trozos pequeños.
  • Pon el pan rallado en un plato hondo.
  • Casca los huevos en un plato hondo y los bates bien.

Elaboración

Primero tienes que freír el pollo.
Pon una sartén grande a fuego medio y echa abundante aceite para freír.
Mientras se caliente echa sal y pimienta a los trozos de pollo. Baña los trozos de pollo en el plato del huevo batido.
Rebózalos en el plato de pan rallado.
Procura que queden bien cubiertos por el pan rallado.
Cuando el aceite esté caliente vas poniendo los trozos de pollo empanado a freír.
No pongas muchos a la vez para que no se enfríe el aceite.
Fríelos unos 6 ó 7 minutos por cada lado.
Cuando estén dorados por un lado le das la vuelta.
Fríelos hasta que queden bien dorados por ambas partes.
Cuando estén fritos los sacas de la sartén y los vas poniendo en una bandeja sobre papel absorbente.
Cuando esté todo el pollo frito lo reservas.
Ahora prepara la salsa.
Pon una cazuela a fuego medio y echa 3 cucharadas de aceite.
Cuando esté caliente echa la cebolla picada.
Echa un poco de sal y la sofríes un minuto.
Añade los ajos picados y lo sigues sofriendo hasta que la cebolla empiece a estar dorada.
Echa la harina y la remueves hasta que quede bien mezclada.
Añade el jamón y le das un par de vueltas.
Vierte el vino blanco y el perejil picado.
Lo remueves bien y lo dejas que reduzca unos 3 ó 4 minutos.
Ahora añade los champiñones.
Dale un par de vueltas y vierte el agua.
Añade los trozos de pollo frito que habías reservado.
Remueve bien la cazuela para que el pollo se reparta.
Tapa la cazuela y lo dejas a fuego bajo.
Que se cocine durante unos 15 minutos.
Recuerda remover la cazuela de vez en cuando.
A mitad de cocción dale la vuelta a los trozos de pollo.
Pasados los 15 minutos retira la cazuela del fuego.
Ya lo puedes servir, ya verás que jugoso te ha quedado.

Consejo

  • No cortes los trozos de pollo muy grandes.
  • El tiempo de fritura del pollo puede variar según lo grandes que sean.
  • En lugar de jamón puedes utilizar beicon o panceta.
  • El vino blanco que sea suave.


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revista